En el sur de Guayaquil fue encontrado el cuerpo de un hombre que había sido decapitado y envuelto en sacos. Más delante estaba su cabeza. La alerta la dio en horas de la mañana un guardia que vigila la zona.

Según las primeras indagaciones el cuerpo habría sido abandonado en horas de la madrugada.