Un segundo implicado en las investigaciones por la muerte de Lisbeth Baquerizo recibió prisión preventiva. Se trata de quien habría formolizado y maquillado a la víctima. El procesado había aceptado su participación en este femicidio.