Una presunta banda de estafadores se llevaban artefactos eléctricos de varios almacenes del suroeste de Guayaquil, utilizando una identidad falsa. El robo era de cerca $6.000. Así ocurrió todo