El plan de fumigación para desinfectar la ciudad, implementado por el Municipio de Guayaquil, se amplió a otros sectores del norte de la urbe. Las brigadas recorrieron domicilios para levantar información de la ciudadanía y constatar que no existan casos positivos de COVID-19.