La delincuencia continúa causando estragos en la ciudadanía. Se registró un robo de $1.000 a una persona. Sacapintas fueron grabados por cámaras de seguridad.