Un sujeto arrojó a dos niñas desde una barrera fronteriza de cuatro metros de altura cercano a Texas, Estados Unidos. Funcionarios de la agencia de la frontera calificaron el incidente como espantoso, las menores fueron rescatadas y se están recuperando.