TC Televisión | VIDEO: migrante hondureña se reúne con su bebé, tras ser separadas en la frontera

VIDEO: migrante hondureña se reúne con su bebé, tras ser separadas en la frontera

ene. 31, 2019

La ciudadana hondureña Sindy Flores por fin ha podido reunirse con su hija de un año, después de haber sido separada de ella en la frontera entre EE.UU. y México hace más de un mes, informa The New Yorker. El avión con la bebé a bordo aterrizó en el Aeropuerto Internacional de San Francisco este martes.

La menor, Gretchen Juliet, fue arrebatada a su padre por el Servicio de Inmigración y Control de Aduanas de Estados Unidos (ICE, por sus siglas en inglés) cuando la familia llegó a la citada frontera tras huir de Tegucigalpa, y fue enviada a un refugio para niños migrantes en la ciudad de San Antonio (Texas) el pasado 28 de diciembre.

Los oficiales separaron a la bebé de su familia, a pesar de que seis meses antes la juez de Distrito de los EE.UU., Dana Sabraw, dio luz verde a una demanda colectiva que exigía el fin de la política de separación de padres e hijos migrantes sin documentos en EE.UU.

Flores afirmó que intentó reunirse con la pequeña, pero las autoridades estadounidenses se lo impedían y aseguraban que la mujer debía cumplir con varios requisitos para recuperar la custodia de su hija, entre ellos el pago para hacer posible su traslado a San Francisco, que costaría unos 3.000 dólares. En ese contexto, la cadena ABC7 detalla que se trataba de 4.000 dólares.


Experiencia altamente estresante

La mujer, que tiene dos hijos más, por el momento vive en la casa de su tío en San Francisco (California) y ha pedido asilo en Estados Unidos.

Flores señaló que los funcionarios del ICE le aseguraron que el suceso no provocó daños psicológicos a Gretchen. Sin embargo, la Academia Americana de Pediatría emitió el año pasado un comunicado en el que se opuso a esta práctica de separación de las familias, calificandola de una "experiencia altamente estresante" que "puede dañar la arquitectura cerebral de los niños y afectar a su salud en el corto y largo plazo".

El pasado 17 de enero, la Oficina del inspector general del Departamento de Salud y Servicios Sociales de EE.UU. indicó que las autoridades estadounidenses separaron a "miles de niños" de sus familias en las fronteras del país. Para diciembre del 2018, un total de 2.737 pequeños fueron identificados, pero esta cifra "no representa el pleno alcance de las separaciones familiares", reza un comunicado y se informa que miles de niños más pudieron ser separados de sus familias antes del recuento ordenado por la corte en junio del 2018.

Fuente: actualidad.rt.com