TC Televisión | VIDEO| Luka Romero, ‘el nuevo Messi’, llegó al Barça demasiado pronto

VIDEO| Luka Romero, ‘el nuevo Messi’, llegó al Barça demasiado pronto

jun. 05, 2020

“Sáquenle las fotos a él: es Leo Messi”. Dani Alves, en el verano de 2012, todavía en el Barça, se dirigió así a los paparazzis que le descubrieron en la playa de Ses Illetes (Formentera) jugando con un niño de 7 años que era capaz de dar más de 500 toques al balón sin dejarlo caer a la arena.

El brasileño, gritando a los fotógrafos que le perseguían, apuntó con el dedo al pequeño, un tal Luka Romero Bezzana. “A él”, insistió, “es Messi”. Hay imágenes de ese momento, como de otros ‘peloteos’ del niño, en esa misma playa tan frecuentada por futbolistas, con Marco Verratti o con el tristemente fallecido José Antonio Reyes. Ocho años después, con 15, aquel atrevido jovencito se está entrenando con el primer equipo del Real Mallorca antes de recibir al Barça el próximo sábado 13 de junio a las 22 horas. Salvo que reciba un permiso especial, no podrá debutar al ser menor de 16 años, los cumple en noviembre, pero su sueño se acerca

Pocos meses antes de aquel encuentro con Alves, concretamente los días 19, 20 y 21 de diciembre de 2011, Luka Romero, que tiene un hermano mellizo que juega de portero, Tobías, pasó con nota las pruebas con el FC Barcelona en la Ciutat Esportiva azulgrana. No se quedó porque tenía 7 años y el Barça no ficha menores de 10 años si tienen que vivir en La Masia, aunque a sus padres les explicaron que Luka comenzaría a vestir de azulgrana si trasladaban su residencia y su trabajo a la Ciudad Condal. Motivos laborales impidieron la mudanza, el reglamento de la FIFA es tajante y la operación no se ejecutó, aunque el Barça se comprometió a mantener su seguimiento. Horacio Gaggioli, agente también vinculado a los inicios de Leo Messi, le llevó.

Por entonces, el niño jugaba en la Penya Esportiva Sant Jordi de Ibiza. Real Madrid, Villarreal y Sevilla también se interesaron, pero acabó recalando en el Mallorca en 2015. Consciente de la joya que tenía entre manos, el club balear le hizo un contrato de ocho años y ha estado muy pendiente de su desarrollo.I