Un joven murió en durante una pelea callejera en Quito. Fue a comprar licor con un compañero y se produjo un riña con el dueño del local clandestino.