TC Televisión | Una maestra de guardería es la principal sospechosa por el asesinato de una niña de 3 años en Alemania

Una maestra de guardería es la principal sospechosa por el asesinato de una niña de 3 años en Alemania

may. 29, 2020

La Policía alemana investiga a una maestra de guardería como sospechosa de matar a una niña de tres años en un jardín de infancia municipal de la ciudad de Viersen, en el estado norteño de Renania del Norte-Westfalia, y ha extendido sus pesquisas tras descubrir casos similares en otros centros preescolares en los que trabajó la mujer.

Identificada como Sandra M., de 25 años, la maestra fue la única persona encargada de vigilar a la menor al mediodía del 21 de abril, mientras la niña echaba una siesta, y poco después alertó a sus colegas de que la pequeña Greta había dejado de respirar. Llevada a un hospital, la infante murió por fallo respiratorio el 4 de mayo, un día después de su tercer cumpleaños.

La autopsia reveló una hemorragia en sus párpados, indicio de un acto violento, y determinó que la causa de muerte fue "daño cerebral grave por una falta masiva de oxígeno", dijo el invetstigador Guido Rosskamp, citado por el diario Bild. Las conclusiones de los forenses han generado sospechas de que la muerte de la niña no fue natural.

La educadora infantil quedó enseguida en la mira de la Policía. Además, aquel día era su penúltimo día en el trabajo, ya que había renunciado a mediados de abril y su contrato expiraba el 22 de abril.


No apta para el trabajo

La maestra era conocida por su falta de empatía y conexión emocional con los niños de los que cuidaba. Desde sus primeros pasos en la profesión, a sus superiores les quedó claro que no era apta para ese oficio. No era capaz de acertar cuándo hacía falta intervenir en una discusión o cuándo se trataba de fricciones normales, indica el periódico Koelner Stadt-Anzeiger.

Sus empleadores anteriores le dejaron referencias laborales negativas y, al igual que sus compañeros de trabajo, no entendían por qué una persona así quería trabajar con menores.

La muerte de Greta no es el único caso de asfixia que se le atribuye a la joven educadora infantil. Durante la investigación, los agentes descubrieron que en otros jardines de infancia en los que trabajó antes también hubo niños que sufrieron incidentes similares y llegaron a quedar inconscientes.

Fuente: https://actualidad.rt.com/