Tres clubes cambian de DT en cinco fechas en la Liga Pro Ecuador | TC Televisión

Tres clubes cambian de DT en cinco fechas en la Liga Pro Ecuador

La Liga Pro apenas disputó cuatro fechas y dos partidos de la quinta jornada, antes de la paralización por la pandemia del nuevo coronavirus. Y antes del reinicio del torneo, previsto para el 17 de julio, tres equipos cambiaron sus entrenadores. En medio de la pandemia y justamente cuando los equipos volvieron a entrenar, Olmedo y Aucas cambiaron las cabezas.

En los quiteños, Máximo Villafañe decidió salir y retornar a Argentina. El gerente de Aucas, Andrés Báez, indicó que se trata de una situación familiar y ese fue su pedido. Descartó que se trate de discrepancias entre Villafañe y Hugo Castañeira, director deportivo. Con él salieron Damián Navarro, preparador físico, e Ignacio Laurito, coordinador de las divisiones formativas.

Su reemplazante fue anunciado casi de inmediato: el argentino Darío Tempesta, un viejo conocido del club. El entrenador ya dirigió al equipo en 2017 y 2018. En su primer año logró el ascenso a la serie A como subcampeón de la B. Casi de inmediato ya estuvo en la cancha del estadio Gonzalo Pozo para continuar con las prácticas. Villafañe se marchó con cuatro partidos dirigidos. Ganó uno y perdió tres, por lo que su equipo está en el último lugar.

En esos cotejos, Aucas marcó cuatro goles y recibió ocho. Tempesta, que empezó el año con el América de Quito en la serie B, aceptó gustoso la oferta para su tercer ciclo con los “orientales”. “Es una decisión gratificante volver a Aucas porque es un equipo que me sienta bien, me deja muy cómodo. Siempre tuve el entusiasmo de volver”, dijo en entrevista con radio Mundo Deportivo.

En Olmedo no han podido actuar rápidamente para encontrar un reemplazo para Darío Franco. El argentino nacionalizado mexicano envió una carta a la directiva en la que justificó su salida. En la misiva indicó que se debía a “motivos personales de salud” y también por la emergencia sanitaria del covid-19. Tendría que ver además el tema económico, pues la presidenta del club, Mayra Argüello, reconoció que se retrasaron en ese tema. Franco, que llegó al país para esta temporada, condujo al ciclón por cuatro compromisos.

Ganó en una ocasión, empató en otra y perdió dos de ellos. Por ahora, Argüello y el resto de dirigentes trabajan para definir a un reemplazante, a un mes del reinicio del campeonato. Mientras tanto, los futbolistas se entrenan con normalidad bajo las órdenes del preparador de arqueros César Ramos.

El primer director técnico en dejar la Liga Pro fue el español Ángel López de Delfín. El europeo solo estuvo en cuatro partidos: tres del torneo (ganó uno y perdió dos) y la final de la Supercopa Ecuador, donde cayó contra Liga de Quito. López no entendió su rápida salida, pero enseguida llegó el argentino Carlos Ischia para suplirlo.

En Ecuador antes ya dirigió a Deportivo Quito, Barcelona y Aucas. Después de cuatro años regresó al Ecuador. Ischia comentó sobre su caso particular, pues pudo estar solo 10 días en su nuevo equipo. “Nunca me pasó de estar sin contacto con los jugadores por tres meses. Tuve tres partidos y pocos entrenamientos, antes de que se suspendieran las actividades”, contó. El resto de técnicos se mantienen tal como iniciaron el campeonato.

Por ahora solo Rubén Darío Insúa no regresa de Argentina para sumarse a la Liga de Portoviejo. Está previsto que el estratega llegue hoy al país; su equipo se entrenó ayer por primera vez en su complejo deportivo, después de cumplir con el protocolo al realizar las pruebas PCR a todos sus trabajadores.

Los equipos tratan de acomodarse en medio de la crisis económica generada por la pandemia. Así mismo, los entrenadores retoman su planificación para completar una minipretemporada en las semanas que quedan para que se vuelva a jugar. En pocas fechas cambiaron los cuerpos técnicos, algo que no se repetiría en condiciones normales.

Fuente: El Telégrafo

Lo más reciente