Niña de dos años es olvidada en el carro y muere por el calor

Una mujer de 43 años, identificada por las autoridades como Juana Pérez-Domingo, dejó a una niña de dos años encerrada en el auto por alrededor de siete horas en Homestead, Florida, con altas temperaturas, reportaron medios locales.

Pérez Domingo fue acusada de homicidio agravado a un menor y se encuentra recluida con una fianza de $50,000, según Telemundo. La mujer debía llevar a la niña al cuido el viernes por la mañana, pero se dirigió a su domicilio donde se alega que se distrajo, apagó el motor del carro y olvidó a la niña, que estaba amarrada con el cinturón de seguridad en momentos en que la temperatura superó los 80 grados Fahrenheit en la mencionada zona al sur de Florida.

Según los reportes, al regresar al vehículo, Pérez Domingo se encontró el cuerpecito de la niña y llamó a la línea de emergencias, así como a la madre de la menor para informarle lo sucedido.

“Yo salí del trabajo a las 3:00 pm y le llamé [a Pérez-Domingo] a las 3:11 pm y no me contestó ella. Después le llamé otra vez a las 3:35 pm y no me contestó otra vez. Le llamé dos veces y por fin me contestó ella, me dijo que ‘ya está muerta la niña’”, recordó Elvia Méndez, madre de la menor, en entrevista con la estación local Telemundo 51.

El canal reportó que la madre increpó a Pérez-Domingo sobre los pormenores de lo sucedido porque “ella [la hija] no estaba enferma”. “Yo la cogí, la abracé a mi niña, pero ya estaba muerta”, lamentó la madre.

“Me dijo, temprano, 'I love you, mami' (te amo, mami)”, recordó la madre. “Mató a mi hija, no sé qué hacer”.

VIDEO | Mujer da a luz en el carro mientras se dirige al hospital

Imagen: Relacionada a la noticia

Mientras tanto, el esposo de la detenida, llamado Pedro, dijo a Local 10 News que “fue una tragedia, no fue intencional”. “No sabemos realmente qué pasó. La ley aquí la culpa, alegando asesinato, pero no fue así", continuó el hombre.

En declaraciones al mismo medio, la madre de la niña afirmó que insistirá en saber qué le sucedió a su hija, así como otro mar de preguntas que la siguen, como a qué hora murió y por qué no fue contactada.

La madre afirmó que pagaba a Pérez-Domingo $40 dólares a la semana para que llevara a su hija a la guardería, reportó Andrea Martínez.

En una foto divulgada por Corrección del condado de Miami-Dade se muestra a Pérez Domingo llorando.