TC Televisión | Había 3 migrantes muertos en el maletero de su lujoso auto

Había 3 migrantes muertos en el maletero de su lujoso auto

sept. 05, 2019

Un vecino llamó al 911 la tarde del 11 de agosto para reportar que goteaba sangre y provenía un olor putrefacto de la cajuela de un auto BMW con placas de Texas que llevaba dos días estacionado en su barrio en San Diego, a 12 millas de la frontera entre California y México.

Cuando agentes de la Policía de San Diego abrieron el maletero del coche encontraron una escena macabra: los cadáveres de dos mujeres chinas y detrás, presionado contra la parte posterior del baúl, el hijo de una de ellas, de solo 15 años de edad. Eran tres indocumentados que intentaban cruzar hacia Estados Unidos.

Las autoridades creen que dos días antes los tres migrantes chinos pasaron ocultos en esa parte del auto por la garita de San Ysidro, California. Al momento se desconocen las causas de sus muertes.

El dueño del BMW, Neil Edwin Valera, un estadounidense de 50 años que reside en Tijuana, fue arrestado el sábado en una estación de autobuses en el centro de San Diego. La Fiscalía federal informó este martes que ha sido acusado por las muertes de estos migrantes y por tráfico de personas.

El primer cargo conlleva una condena máxima de cadena perpetua y una multa de 250,000 dólares. Por el segundo delito recibiría una sentencia de hasta 15 años en una prisión federal.

El Departamento de Justicia (DOJ) asegura que Valera manejaba su BMW cuando atravesó la garita de San Ysidro a las 3:14 pm del 9 de agosto.

Su cruce quedó registrado en video y los fiscales han exhibido una imagen en la cual el acusado aparece mostrando una identificación antes de ingresar a EEUU. Vestía una sudadera y una gorra de los yanquis de Nueva York.

Para entrar al país, Valera usó su tarjeta Sentri, un permiso especial que el gobierno estadounidense otorga para agilizar el cruce de ciertas personas hacia EEUU por un carril separado. Uno de los requisitos para obtenerlo es cumplir con una exhaustiva revisión de antecedentes penales y pagar una cuota. Se trata, en otras palabras, de viajeros fronterizos frecuentes y de confianza.

Fuente: univisión