Gobierno rechaza ‘depuración correísta’ de Fernando Balda
Autor:

Redacción Digital

La Presidencia de Ecuador emitió un comunicado de rechazo hacia actos de discriminación de cualquier tipo al aclarar que no respalda, lidera ni auspicia iniciativas de actores que atenten contra la diversidad política.

La aclaración surge un día después de que el activista político Fernando Balda realizara el lanzamiento del sitio web depuracionec.com que busca, entre otras cosas, "ayudar al Presidente Guillermo Lasso a depurar las instancias gubernamentales de infiltrados correístas corruptos en cargos de libre remoción que representan estancamiento y amenaza de desestabilización", según publicó Balda en un tuit.

Mediante ese portal digital, Fernando Balda, planea recibir denuncias ciudadanas y recopilar información sobre personas que hayan participado en actos irregulares durante el mandato de Rafael Correa y que permanezcan en el Ejecutivo.

Pero el Gobierno de Lasso reitera que “se han emprendido procesos de reingeniería de las instituciones del Ejecutivo, precautelando los derechos de los trabajadores y garantizando la eficiencia del sector público; de tal manera que la prioridad sea trabajar para el bienestar del país y de la ciudadanía”.

Interpol rechaza pedido de difusión de alerta roja contra Rafael Correa

En el comunicado, el Gobierno asegura que “garantizará una gestión en la que jamás impere la persecución política y las represalias; al contrario, los esfuerzos del Ejecutivo están encaminados en que cada vez Ecuador dé pasos firmes para convertiste en un país de encuentro, diversidad, diálogo, consensos y paz”.

El texto concluye reiterando que en “ningún momento la lucha contra males como la corrupción puede dar paso a la persecución” y reafirma que “no respalda, lidera ni auspicia iniciativas de actores que pretendan atentar contra la diversidad política: principio básico de un Estado de derecho y democrático”.

De su lado, Rafael Correa advirtió el 17 de enero en un tuit que Balda estaría “cometiendo un delito” y pidió que lo demanden penalmente.

La creación del sitio web desató una serie de cuestionamientos de expertos y abogados que consideran que su convocatoria es un “intento de persecución” e “incitación al odio”.

También levantó reacciones del ex presidente Rafael Correa —a quien Balda denunció por, supuestamente, haber ordenado su secuestro en 2012, cuando Correa gobernaba el país —. Además, la coalición Acción Jurídica Popular interpuso una acción de protección.

La presidenta del movimiento Revolución Ciudadana (organización que aglutina a los seguidores del expresidente Rafael Correa), Marcela Aguiñaga, señaló en su cuenta de Twitter que la pretención de Balda incurriría en un delito de discriminación.

El artículo 176 del Código Orgánico Integral Penal (COIP) sanciona este delito con uno a tres años de cárcel, aunque impone más años de prisión si la infracción es ordenada o ejecutada por un servidor público.

Correa también se pronunció. Usó la misma red social para pedir a todos los "correístas del mundo" que demanden penalmente a Balda. "En su ignorancia, este delincuente no entiende que está cometiendo un delito", escribió.

Este lunes 18 de enero, Balda respondió con un comunicado en el que asegura que ha recibido amenazas de muerte, así como insultos por el lanzamiento de depuracionec.com. Señala que comunicó de los hechos al Sistema de protección a víctimas de la Fiscalía, de que forma parte, para las acciones pertinentes.