"Estoy muerto en vida": Conductor es condenado a 110 años de prisión por accidente

El caso de Rogel Aguilera, un joven hispano de origen cubano, que fue sentenciado a 110 años en prisión por causar un accidente en el que murieron cuatro personas ha generado controversia y distintas personas se han unido para buscar maneras de bajarle esta condena.

Una de esas organizaciones es la Liga de Ciudadanos Latinoamericanos Unidos (LULAC, en sus siglas en inglés) quienes se dedican a abogar por los derechos de los latinos en los Estados Unidos.

“Es un caso claro de injusticia, racismo, discriminación y del sistema de leyes, que no está trabajando. Esto fue un joven manejando, que los frenos no trabajaron. No era culpa de él, era culpa de los dueños del camión. Pero a él (le impusieron cargos)…y pienso que si hubiera sido blanco, americano, no le hubiesen puesto cargos”, dijo el presidente de LULAC, Domingo García.

"Estoy muerto en vida. Es muy difícil vivir con este trauma", dijo entre lágrimas Rogel Aguilera-Mederos, un inmigrante cubano de 26 años, padre de un niño de 5 años, se encontraba en Estados Unidos ganándose la vida conduciendo un camión.

Según se dio a conocer, Aguilera se reunirá con nuevos abogados para apelar el caso, mientras su familia hace un llamado a congresistas que le puedan ayudar.

Según Infobae, la ley del estado de Colorado tiene penalidades severas para este tipo de delitos. Si bien se sabe que Aguilera-Mederos no tenía intención de matar a las 4 personas, la sumatoria de los cargos deja como resultado un total de 110 años de cárcel para el hombre.