Escondió a su pareja por 10 años en la casa de sus padres

Sin levantar ningún tipo de sospecha entre sus familiares, un hombre logró esconder a su pareja en la casa de sus padres durante más de 10 años, mientras todos convivían en el mismo lugar.

Sajitha, una mujer de Kerala, en India, desapareció en el pueblo de Ayiloor en febrero de 2010, cuando tan solo tenía 18 años. Su familia pensó que nunca más la verían, hasta que 11 años después fue hallada en la casa donde vivía con Rahman, quien además fue su vecino, reseñó The India Times.

Rahman, quien actualmente tiene 34 años, también desapareció misteriosamente hace tres meses luego de una fuerte discusión con sus padres. Sin embargo, su hermano Basheer se lo encontró de manera inesperada el martes 8 de junio de 2021, mientras conducía una bicicleta en un pueblo cercano, informó el portal 20 Minutos.

Acompaña a su amante a vacunarse y se encuentra a su esposa

Basheer, quien conducía un camión, trató de alcanzar a Rahman pero este logró huir, por lo que decidió buscar la ayuda de la policía para detenerlo. Las autoridades alcanzaron a Rahman, quien en ese momento le confesó a su hermano que estaba viviendo con una mujer en una casa alquilada en un pueblo cercano.

Cuando la pareja se presentó ante la corte admitieron que mantenían la relación en secreto ya que ambos profesan religiones diferentes y tenían miedo de que sus padres y familiares reaccionaran de manera violenta.

Una búsqueda intensa se llevó a cabo en su momento para dar con el paradero de Sajitha, pero las autoridades nunca lograron encontrarla. Nadie sospechó del vecino y nadie sabía que ambos eran amantes.

India: cientos de cadáveres aparecen flotando por crecida del río

Antes de llevarla a otro pueblo, Rahman mantuvo a Sajitha apartada en una habitación en la casa de sus papás, que siempre estaba cerrada con llave y que nunca permitió que nadie entrara.

Los vecinos y los familiares del hombre se preocuparon, cuestionando incluso su salud mental; especialmente luego de que colocó unos barrotes en la ventana de la habitación para que Sajitha pudiera salir a través de ellos cuando no hubiese nadie en la casa.

Ingeniero eléctrico de profesión, Rahman configuró varios cables eléctricos y los conectó fuera de la puerta, de manera que sus familiares recibían descargas eléctricas cuando intentaban abrirla.

Finalmente, el tribunal encargado del caso dictaminó que Rahman y Sajitha están en su derecho de vivir juntos. No obstante, los padres del hombre dicen que está mintiendo, pues nunca se dieron cuenta de que escondía a alguien en la habitación