Dejaron morir de hambre a su hija de dos años
Autor:

Redacción Digital

Un niña de apenas dos años y 10 meses murió por desnutrición. Su padres, Regis Johnson, de 57 años, y Arhonda Tillman, de 35, fueron acusados por dejarla morir de hambre.

Una menor de esa edad tendría un peso promedio de 14,5 kilos, pero la niña solo llegaba a 4,3 kilos al momento de su muerte. Los padres, residentes de Davenport en el condado de Polk, en Florida, Estados Unidos, fueron arrestados por "abuso infantil con gran daño".

La autopsia determinó que la hija de Regis y Arhonda "no tenía comida en el estómago y había sufrido de hambre durante mucho tiempo", señaló un comunicado de la Oficina del Alguacil del condado Polk.

Cuando la niña nació, en julio de 2019, pesaba un poco más de tres kilos. Desde ese momento hasta el 10 de mayo cuando murió, solo aumentó un kilo, informó en rueda de prensa el alguacil de Polk, Grady Judd.

Parecía una bebé de tres meses de nacida y apenas gateaba. “No podía levantarse ni hablar ni caminar", relató el alguacil.

Niña de 9 años murió de anemia por infección de piojos

Ante un reporte de una menor que no reaccionaba, agentes y bomberos de Polk acudieron a la vivienda y hallaron a la niña muerta en una piscina inflable que los padres decidieron usar como corral, publicó Univisión.

Regis Johnson afirmó que puso a su hija allí a eso de las 05:15 de la mañana y la dejó jugando. Luego se fue por breve tiempo y al regresar la niña estaba "fría al tacto y no respiraba".

Aseguró que en los últimos días su hija no quería comer y apenas probó bocado. El padre reconoció que la niña “no estaba aumentando de peso y no se estaba desarrollando normalmente (...) estaba perdiendo peso y no estaba prosperando”, pero no la llevó al médico.