Bares y restaurantes reabrieron en Río de Janeiro y Sao Paulo después de casi cuatro meses de clausura provocada por la pandemia del coronavirus

Las grandes urbes de Río de Janeiro y Sao Paulo abren nuevos servicios de ocio y comercios después de casi cuatro meses de clausura provocada por la pandemia del coronavirus.

El principal argumento de apoyo de ambos gobiernos estatales ha sido la disminución de la tasa de ocupación de las camas de UCI, aunque las cifras de muertes y contagios todavía son muy elevadas. Si bien en las capitales la pandemia da muestra de una breve desaceleración, el coronavirus continúa propagándose por las ciudades más pequeñas, donde hay menor número de UCIs.

Ayer fue uno de los días más letales desde que la pandemia de covid-19 llegó a Brasil, registrando 1.312 muertes en 24 horas. En el país la curva continúa ascendente, suma un total de 66.741 muertes y 1.668.589 contagiados, de acuerdo con los últimos datos oficiales del 7 de julio.

El presidente, Jair Bolsonaro, confirmó que había dado positivo en el test realizado tras presentar síntomas como fiebre, cansancio y dolores musculares. En su aparición, tras el anuncio del resultado, afirmó que el coronavirus es como "una lluvia, te va a afectar" y repitió que ha habido una "sobredimensión" de los riesgos derivados de la pandemia de coronavirus.

Fuente: https://actualidad.rt.com/