La cantante está en un hospital, está estable pero con severos problemas psicológicos.